Ir al contenido principal

CÓMO ORDENAR SU ROPA PARA FAVORECER SU AUTONOMÍA (RUTINAS MONTESSORI)




Como ya os he contado, R está en pleno momento de "explosiones emocionales constantes" (2 años...) y una de las cosas que estoy observando que más le ayudan es, sin duda, la autonomía a la hora de poder realizar ella misma las rutinas cotidianas (probadlo de verdad, en plena etapa del YO ayuda muchísimo).

Una de las rutinas que más necesidad tiene de hacer por sí misma (lo pide, de hecho) es Vestirse y Desvestirse y he de decir que ¡ya es una auténtica experta! No se le resiste casi nada. 

Hace tiempo os conté 5 tips que a nosotros nos habían ayudado a facilitarles la autonomía a la hora de vestirse. Uno de ellos era el "Ambiente Preparado" sobre el que os contaba la importancia de proporcionarles un lugar que les invite a realizar la actividad por ellos mismos. Pues hoy me gustaría completar este concepto de ambiente preparado añadiendo la importancia de la "accesibilidad y el orden" en la ropa de los peques. 

Y es que no podemos pretender que se vistan solos si no tienen la ropa a su alcance y visible para que puedan elegir ellos qué quieren ponerse (sí, sí, podemos dejarles que elijan su ropa desde bien pequeños, dentro de unas opciones limitadas según su nivel de madurez). 

¡Os cuento cómo hemos ordenado su ropa este verano para que S y R tengan la mayor autonomía posible en esta rutina! El resultado ha sido tan bueno que ahora, con el cambio de armario, mantendremos este método de organización. 


Cómo hemos ordenado su ropa

Seguro que habéis visto por Redes Sociales esos cuartos Montessori preciosos con una percha y toda la ropita colgada y bien a la vista a la altura de los peques... 

Bien, a mí también me encantan pero en nuestro caso veo que este concepto no se ajusta a nuestra familia: la ropa estaría colgada para la foto pero os puedo asegurar que al segundo acabaría casi toda tirada por la habitación, algo que me quitaría tremendamente la paz. Eso sin contar con el polvo o el gran riesgo de que acabe manchada...

No, las necesidades de las madres también deben ser respetadas y claramente mi necesidad de orden (quién lo iba a decir hace unos años) se vería afectada, así que definitivamente ese sistema no está hecho para nuestra familia. 

¿Cómo hacerlo entonces teniendo en cuenta la necesidad de los peques de tener su ropa accesible y mi necesidad de orden?

Pues a nosotros nos ha funcionado esto: Hemos organizado la ropa en dos secciones. 

La ropa "especial" en el armario:

La primera es el armario. Ahí la ropa de R no está a su alcance y no lo está porque como madre me reservo el derecho de salvaguardar algunas prendas (ahí tenemos uno de los límites a los que me refería al principio). Estas prendas son principalmente los vestidos que le pongo los domingos o en ocasiones en las que tenemos que ir más arreglados. Evidentemente si los dejo a su alcance... ella los elegiría siempre 😂 y con la vida que llevamos acabarían destrozados en un periquete y por tanto dejarían de cumplir su función especial (confío en mis hij@s pero también los observo y los conozco). 


S, en cambio, ya entiende que la ropa del armario es para ocasiones especiales y no para diario, por tanto, tiene también sus camisas y pantalones de vestir colgados en el armario (principalmente para que no se arruguen) en la percha de abajo, así que podría cogerlos si quisiera, pero como sabe seguir la "norma", solo los escoge el domingo. 

La ropa "del día a día" en los cajones del cambiador:

Nuestro segundo espacio es el cambiador. Tenemos uno enorme con 4 cajones muy amplios al que damos un uso tremendo, y que está al lado del armario y por tanto al lado de la zona donde se visten y se desvisten. Ellos saben abrir y cerrar los cajones desde bien pequeños, tienen un sistema de cierre lento (por lo que aunque se pillen los dedos no hay daño) y el cambiador es seguro y no se vuelca, así que eso no es impedimento para su bien estar físico tampoco. 

Un cajón para cada uno:

Lo primero que hicimos fue repartir los cajones según las necesidades de cada niño. La ropa de S es más grande y ocupa más, así que él necesita 2 cajones, los 2 de arriba porque llega más alto. La ropa de R cabe en un solo cajón, así que el suyo es el de abajo del todo, para que llegue a él sin problema. 

Para que ellos sepan cuáles son sus cajones, este verano medí el canto del frontal del cajón y coloqué unas etiquetas con sus caritas en los cajones correspondientes. 




Un espacio para cada tipo de prenda:


Cada cajón lo hemos dividido con cestitas/bandejas en distintas secciones. En cada bandeja ponemos un tipo de prenda diferente. En nuestro caso hemos dividido las prendas por USOS (otro pequeño límite, ya que no me gustaría que mis hij@s, dentro de su libertad de elección, salieran en pijama a la calle, por ejemplo 😂) y de nuevo hemos colocado una etiqueta en el canto del cajón delante de cada bandeja que ellos identifican con ese uso, es decir:
  • Las prendas para ir a la calle: pantalones y camisetas para ir a la calle, al parque... en nuestro día a día. Las hemos señalado con un icono de un SOL.
  • Las prendas para estar en casa: pijamas tipo chandal que usamos para nuestro día a día en casa (porque aunque no vayamos al cole... no estamos en pijama de dormir... otro límite). Estas prendas las marcamos con la etiqueta de una CASITA. 
  • Los pijamas para dormir: como os decía, distintos a los de estar en casa. Los marcamos con una LUNA.
  • La ropa interior: calzoncillos, calcetines, medias, braguitas... que también marcamos con su etiqueta correspondiente. 
  • La ropa de piscina: que en invierno cambiaremos por las sudaderas o chaquetas. 

Un orden dentro de cada bandeja para facilitar la elección:

Por último, ordenamos las cosas dentro de cada bandeja. Por ejemplo:
  • En las bandejas de los pijamas de dormir y en las de estar en casa colocamos cada camiseta con su pantalón correspondiente (parece obvio, pero igual podría no serlo). Así ellos escogen el conjunto completo y eligen de entre los 3 o 4 que tienen para cada cosa y yo me aseguro de que no me "desbarajustan" las coladas al elegir la camiseta de uno y los pantalones de otro (de nuevo mi necesidad de orden 😂).
  • En las bandejas de la ropa de salir a la calle coloco las camisetas que combinan con un pantalón juntas y debajo o al lado el pantalón correspondiente. Así pueden realizar ellos mismos conjuntos que combinen dentro de unos límites de elección. 

  • Además, como veis en las fotos, las prendas están dobladas "a mi estilo Marie Kondo", con el objetivo de que se vean todas a golpe de vista y puedan elegir mejor sin desdoblarlas todas (otro día os explico cómo lo hago... totalmente a mi manera para variar 😂). 



¡Y eso es todo!

En resumen, la clave que hemos visto es encontrar un sistema de orden que responda a las necesidades de todos, niños y adultos, y que les permita elegir su ropa dentro de unos límites. Poco a poco les iremos dando mayor nivel de elección según sus capacidades, su madurez y su experiencia de vida (como el caso de S y la ropa de los domingos). 

Igual debería abrir más mi mente, confiar más en ellos y no ser tan sistemática en este tema del orden... pero no me estaría respetando a mí misma, así que esta ha sido la manera en la que he encontrado un equilibrio entre la "Amabilidad y Firmeza" que favorezca el desarrollo de la autonomía de mis peques a la hora de vestirse. 

Y os diré... que este sistema ayuda también a que ellos mismos doblen su ropa y la coloquen en su sitio de manera completamente autónoma también. ¡Vamos, autonomía en estado puro! ¡Una gozada!


¿Qué os parece? ¿Tenéis algún sistema para colocar la ropa de vuestros peques... o soy la única friki 😂 (asumiré con dignidad cualquier respuesta 😂😂)?

¡Gracias por leerme!

¡No te pierdas nada!

Síguenos en Instagram @con_s_de_mama 
y en Facebook @conSdeMama
Suscríbete al blog y deja tu correo para que te lleguen todas las novedades
Búscanos en Madresfera a través de la insignia del menú desplegable







Comentarios

Entradas populares de este blog

ENROSCAR Y DESENROSCAR (ACTIVIDADES DE VIDA PRÁCTICA MONTESSORI)

Cuando hablamos de las Actividades Montessori de Vida Práctica os comenté que después de observar a R y S y reflexionar sobre sus posibles intereses, sus necesidades y el Periodo Sensible en el que se encontraban, habíamos visto que un par de actividades que podían dar respuesta a todo eso eran los trasvases (para S) y enroscar y desenroscar tapas (para R). De los trasvases ya hablamos aquí (1ª parte) y aquí (2ª parte), así que hoy quiero contaros cómo hemos planteado la actividad de Enroscar y Desenroscar. ¿Por qué hemos planteado esta actividad? ¿Qué necesidad/interés resuelve? Esta actividad la hemos preparado principalmente para R , pero al igual que los trasvases (que eran para S pero R también quería hacerlos) hemos acabado preparando otra igual, en esta ocasión, para S.  Él tiene dominadísimo lo de enroscar y desenroscar (porque desde pequeño le gustaba también practicarlo), pero como los dos están atravesando un momento muy intenso de "quiero lo

DIY CASCO DE ASTRONAUTA

¡Por fin! Después de mucho experimentar, fallar, repensar y volver a intentar, hemos conseguido hacer un casco de astronauta que cumple con nuestras expectativas 😂 (las de S y mías quiero decir). Como sabéis, S quiere "viajar a la luna" y no podía salir de su nave sin su traje , su mochila de oxígeno y por supuesto sin su casco espacial .  Antes de ponernos manos a la obra, estuvimos inspirándonos con fotos y otros tutoriales de Internet (veréis que hay muchos) pero ninguno terminaba de convencernos. S quería un casco que fuera grande , como el de los astronautas de verdad (o más, porque por él habría sido mucho más grande aún), que tuviera pantalla (en los tutoriales que encontrábamos no hacían la pantalla del casco, dejaban el hueco) y que fuera duro por si caían meteoritos 😄... pero que además fuera cómodo y no se le moviera al saltar como los astronautas...  Así que, si ya de por sí construir un casco de astronauta es "un poquito complicad

POR QUÉ ES IMPORTANTE QUE NUESTROS HIJOS SE VISTAN SOLOS (MONTESSORI PASO A PASO)

Como veis, entre Satélites y astronautas , no nos olvidamos de nuestro propósito de acercar la filosofía Montessori (un poco a nuestra manera) a nuestra casa.  Ya os hablaba de esta intención a raíz de unos libros maravillosos que me trajeron los Reyes Magos, y os conté cómo habíamos intentado ponerlo en práctica a través de las rutinas diarias , ya que habíamos visto que era lo más sencillo a la par que importante.  Pero ¿por dónde empezamos? Si recordáis, en esta infografía veíamos que lo primero era seleccionar una rutina. Ya que tenemos bastante dominadas las rutinas del aseo personal en el baño , hemos decidido continuar por las rutinas relacionadas con vestirse o desvestirse .  Ahora os cuento nuestros porqués más importantes (los top, obviamente hay más, pero ya os los iremos contando) . ¿Por qué creemos que es importante que se vistan solos? Por supuesto... desarrollan su autonomía: Ya sabemos que en Montessori una de las cosas que se pretende